el origen de los guardianes

El origen de los guardianes

La película de hoy tiene un lugar muy importante entre mis películas animadas favoritas. Muchas veces termino mirando películas para niños, las amo realmente. Y El origen de los guardianes no es la excepción. Toda su estética es hermosa, y sumado a la historia que conlleva, El origen de los guardianes se convirtió desde la primera vez que la vi en una de mis favoritas. 

el origen de los guardianes

El grupo de los guardianes está conformado, al inicio, por cuatro personajes que todos conocemos. El conejo de Pascua, el hada de los dientes, Santa Claus y Sandman. Ellos son los encargados de llevar ilusión, buenos sueños y felicidad a todos los niños del mundo 

Pero cuando un antiguo mal vuelve a resurgir, el hombre de la Luna, nombra a un nuevo guardián. Jack Frost. Una especie de Peter Pan, un niño inmortal, eternamente joven, carismático y rebelde. Pero invisible y, por tanto, incomprendido. Los guardianes, al principio, no están muy de acuerdo con la elección de su “jefe”. Jack Frost no es conocido por seguir las reglas, y menos por trabajar en equipo.  

El villano de esta cinta es el Coco, o hombre de la bolsa, como se lo conoce en algunos países. Cansado de aguantar a muchas generaciones de padres diciéndoles a sus hijos que no creyeran en él —o amenazándoles con su presencia, según el caso—engendró un siniestro plan para recuperar su poder y opacar el de los guardianes. Desde la Edad Media, los niños habían dejado de creer en él y ahora nadie lo veía, por ende, tampoco le temían. 

Cuando las festividades de cada uno de los guardianes comienzan a fallar, los niños del mundo empiezan a dejar de creer en ellos. Y eso hace que el poder del Coco regrese, dejando indefensos a los guardianes. El único capaz de ayudarlos es Jack porque su poder no está unido a las creencias de los niños. Porque ellos no creen en él. Su última misión es regresarles la fe a los niños, antes de que sea demasiado tarde. 

Personajes de El origen de los guardianes

Jack Frost

Ya hablamos un poco de este travieso personaje, pero ahora quiero contarles un poco su historia. Alrededor de 1712 la Luna resucita a Jack, un muchacho que había muerto al caer dentro de un lago helado. Jack descubre un cetro mágico que congela todo lo que toca, convirtiéndose en el espíritu del invierno. Lo malo es que Jack no puede recordar nada de antes de despertar en ese lago congelado. Por ello termina aceptando ser un guardián, las hadas de los dientes tienen los recuerdos de su vida pasada. 

el origen de los guardianes

Santa Claus (Norte)

La versión ‘hardcore’ de este personaje: músculos, tatuajes —lleva el concepto ‘malo’ grabado en un antebrazo y su contrario en el otro— y acento de cosaco ruso; un antiguo guerrero ‘reciclado’ para su nueva misión de repartidor de ilusiones. Un cambio bastante agradable y divertido, a la típica versión que tenemos de Santa. Se toma muy enserio su papel de guardián y es quien más confía en Jack para que se convierta en uno. 

el origen de los guardianes

Hada de los dientes (Hadita)

Es mitad humana, mitad colibrí, nunca toca el suelo y transmite emociones con el cuerpo, pero su función es la misma que la del roedor patrio: recoger los dientes que dejan los niños debajo de su almohada y guardar, junto a ellos, sus mejores recuerdos por si vuelven a necesitarlos al crecer. Eso sí, tiene un séquito de ‘minihadas que le hacen el trabajo sucio cada noche. Una de ellas se hace muy apegada a Jack y siempre esta con él.

el origen de los guardianes

Conejo de Pascua (Bunny)

El Conejo de Pascua del siglo XXI es australiano, tiene un tamaño desproporcionado y va armado con un bumerán de impresión. Es el encargado de repartir huevos de colores entre los niños cuando llega la Semana Santa y se pone ‘nacionalista’ a la hora de reivindicar su fiesta frente a la Navidad de Norte. Tiene fuertes enfrentamientos con Jack por una nevada que arruinó su festividad y es el menos convencido con su nombramiento como guardián. 

Sandman

Es el ‘guardián’ más ajeno a nosotros: el creador de los sueños buenos y encargado de repartirlos entre los durmientes, sean niños o no. Esta figura de arena se comunica mediante imágenes que dibuja sobre su cabeza y son sus sueños los que pueden hacer frente a las pesadillas de Sombra, por eso es también el más vulnerable a sus ataques. No lo emos mucho durante la película, pero sigue siendo uno de mis personajes favoritos. 

El Coco (Pitch)

Es el Hombre del Saco, el ‘coco’ que se esconde bajo la cama y hacer temer a la oscuridad. Como casi todo en la vida, es una proyección psicológica de lo que somos: es tu miedo el que atrae al miedo. Una ecuación que llevará a su fin. El villano de esta cinta y el encargado de darles a los guardianes un poco de su propia medicina. Aprendió a usar el poder de Sandman para crear sus pesadillas y con ellas volver al poder. 

El concepto general de la película es hermoso. A pesar de ser una pelea entre las fuerzas del bien y del mal, también le dan importancia al conocimiento de uno mismo, como al de nuestro origen. También que podemos ser muy fuertes, pero de nada serviría si nadie cree en nosotros.  

¿Les gustó El origen de los guardianes? ¿Tienen algún guardián favorito? Espero que les haya gustado la reseña de hoy ¡Nos vemos en la próxima! 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.